Saltar al contenido

Chistes de gimnasio

Chistes de gimnasio
Os dejamos con esta divertida recopilación de chistes de gimnasio para que no os desaniméis por el camino, ya que la risa también es el mejor combustible para cuando el cuerpo se somete a rutinas de ejercicio.

Chistes de gimnasio

  • En el aula, el profesor dice a los niños:
    -Niños, hagamos ejercicio dentro del aula, acuéstense de espaldas en el suelo, levanten las piernas y muévanlas como si estuvieran en una bicicleta.
    Los niños se acostaron y empezaron a mover las piernas imaginando que estaban en una bicicleta.
    Sólo Pepito tenía sus piernas sin moverlas.
    -Pepito, ¿por qué no mueves las piernas?
    -¡Porque voy a bajar, maestro!
  • Mi rutina de gimnasio
    • Lunes: Pecho
    • Martes : Pierna
    • Miércoles: Milanesas
    • Jueves: Jamón
    • Viernes: Tamal
  • – Oye, ¿qué tal el gimnasio?
    – Bueno, me estoy poniendo en forma
    – ¿Es así?
    – Sí, en forma de bola. No estoy…
  • – Oye, ¿qué pasa con el gimnasio?
    – Bueno, me estoy poniendo en forma
    – ¿Es así?
    – Sí, en forma de bola. Yo no voy
  • – ¿Qué hace una abeja en un gimnasio?
    – Zumba.
  • – ¿Qué tal el gimnasio?
    – Bueno, me estoy poniendo en forma.
    – ¿Lo estás haciendo?
    – Sí, en forma de pelota. No voy a ir.
  • – Oye, ¿qué pasa con el gimnasio?
    – Bueno, me estoy poniendo en forma
    – ¿Es así?
    – Sí, en forma de bola. Yo no voy
  • – ¡Hey, has perdido mucho peso!
    – Voy al gimnasio.
    – ¿Y te hacen hacer mucho ejercicio?
    – No, pero con lo que me cobran apenas como…
  • – ¿Qué tal el gimnasio?
    – Bueno, me estoy poniendo en forma.
    – ¿Y tú?
    – Sí, en forma de pelota. No voy a ir.
  • -¿Es ese el gimnasio?
    -Sí
    -¿Tiene alguna oferta para el año nuevo?
    -Sí, tenemos un pase de un día con tres ofertas gratis.
    -Bueno, esa.
Te Recomendamos:   Chistes de albañiles