Saltar al contenido

Chistes de vagos

Chistes de vagos
Chistes de vagos para entretenernos.

Chistes de vagos

  • Dos colegas hablando:
    – ¿Saben que con las nuevas demandas del sindicato sólo vamos a trabajar los lunes?
    – ¿Todos los lunes? ¿Y ninguno de ellos cae en tiempos difíciles?
  • Era un hombre tan perezoso, tan perezoso, tan perezoso, que se levantaba muy temprano, para tener tiempo de no hacer nada.
  • Una mujer se lo dice a su marido:
    – Pepe, ¿has regado el jardín?
    – No, porque está lloviendo a cántaros…
    – No seas perezoso, cariño, aquí tienes un paraguas.
  • Un hombre estaba caminando por el paseo marítimo, cuando de repente ve a un amigo en la cima de una palmera:
    – ¿Qué haces ahí arriba?
    – Ya ves, aquí, comiendo unos higos.
    – ¿Higos? En la palmera habrá dátiles, ¿verdad?
    – Bueno, he comprado un cuarto de kilo de higos y los como donde quiero, ¿no?
  • – ¿Es el Club del Vagabundo?
    – Sí, es éste.
    – Entonces, por favor, déjeme entrar.
  • ¿Este es el Club del Vagabundo?
    – Sí, aquí es.
    – Entonces, por favor, déjeme entrar.
  • Un hombre llega a una fábrica buscando trabajo, y el gerente le dice:
    – Lo que pasa es que hay poco trabajo aquí.
    – ¡Eso es exactamente lo que estoy buscando!
  • – Oye, mi hijo en su nuevo trabajo se siente como un pez en el agua.
    – ¿A qué se dedica?
    – Nada…
  • A la altura de un vagabundo: Levantarse más temprano para pasar más tiempo sin hacer nada.
    Ver chiste…
  • – ¿Y desde cuándo trabajas en esta oficina?
    – Desde que amenazaron con despedirme si seguía vagabundeando.
  • Dos colegas hablando:
    – ¿Sabes que con las nuevas demandas del sindicato sólo vamos a trabajar los lunes?
    – ¿Todos los lunes? ¿Y ninguno de ellos está de celebración?
  • Era un hombre tan perezoso, tan perezoso, tan perezoso que se levantaba muy temprano para tener tiempo de no hacer nada.
Te Recomendamos:   Chistes de canarios