Saltar al contenido

Chistes de vampiros

Chistes de vampiros
Chistes de vampiros para que le cuentes a tus amigos y te rías mucho con ellos.

Chistes de vampiros

  • Está el conde Drácula muy atareado en su castillo de Transilvania reparando su ataúd:
    – ¡Igor!
    – Decidme, mi señor.
    – Acércame un destornillador.
    – Aquí lo tenéis, mi señor.
    – ¡El de cruz no! ¡¡El de cruz no!!
  • Dos vámpiros que se acaban de conocer:
    – ¿Cómo te llamas?
    – Vampi.
    – ¿Vampi qué?
    – Vampi Rito. ¿Y tú?
    – Otto.
    – ¿Otto qué?
    – Otto Vampirito.
  • Había 2 vampiros. Uno estaba bañado en sangre y el otro le pregunta:
    – ¿De dónde sacaste tanta sangre?
    – ¿Ves aquella pared de allí?
    – Sí.
    – ¡Pues yo no la vi!
  • ¿Para que quiere un vampiro un tractor?
    – Para sembrar el pánico.
  • Estos son dos vampiros que llegan a su cueva después de no haber encontrado comida y ven a su compañero que se estaba desangrado lleno de sangre y le dice uno:
    -¿De donde has sacado tanta sangre?
    -Ven te lo enseñare
    llegan a una calle y le dice el que esta lleno de sangre:
    -¿Ves ese farol?
    y dicen los otros:
    -Sí
    -Pues, yo no lo ví
  • Tres vampiros entran en un bar. El primero le pide al mozo un vaso de sangre. El segundo le pide también un vasito de sangre. El tercero pide simplemente un vaso de suero. El mozo repitiendo la orden para que se lo sirva el barman grita:
    ¡Dos regulares y un diet!
  • ¿Qué cerveza toman los vampiros?
    – Tecate, porque no pueden tomar Sol.
Te Recomendamos:   Chistes de tacaños