Saltar al contenido

Chistes entre amigas

Chistes entre amigas
Los encuentros de amigos se hacen con el objetivo de establecer mejores vínculos, compartir experiencias y recordar viejos tiempos. En este tipo de reuniones no hay nada mejor que contar chistes, en particular los chistes de los amigos, que pueden cambiar un momento aburrido por otro extrovertido y diferente. En esta categoría encontrarás la colección de chistes de mejores amigos, chistes para amigos, chistes sobre los amigos de la infancia y sobre el hermoso valor de la amistad.

Chistes entre amigas

  • Dos amigos se encuentran en una fiesta:
    -¿Sabes cuál es el último? Me voy a casar con tu ex-novio.
    -No es de extrañar, el día que rompimos me dijo que iba a hacer algo estúpido…
  • Dos amigos comentan sobre sus hijos, y uno le dice al otro:
    – Mi hijo, en su nuevo trabajo, es como un pez en el agua.
    – Y…. ¿A qué se dedica?
    – Nada, nada, nada, nada.
  • Son dos amigos reunidos, y uno le dice al otro:
    – Mi esposa, querida colega, pasa todas las noches de bar en bar.
    A lo que el otro responde:
    – Lo siento mucho, ¿bebes mucho?
    – No, ella me busca.
  • – Salgo con una chica que podría ser mi hija.
    – ¿Sí? ¡Eres genial! ¡No sabes lo feliz que soy! ¡Eres un verdadero tigre! Y dime: ¿Quién es esta chica?
    – Tu hija.
  • -Estoy aquí para decirte que tu mujer se acuesta ahora con tu mejor amigo.
    -Bah, ya los he visto, pero no era mi amigo ni nada, sólo un conocido.

Chistes buenas de amigas

  • Dos amigos se encuentran, uno va con la cara destrozada, llena de arañazos.
    – ¿Qué te ha pasado?
    – Mira la cara de mi esposa cuando le agarré el pecho.
    – ¡Vaya! Qué personaje. Cuando agarro un pecho para mi esposa, normalmente le gusta, me lo agradece, nos ponemos cariñosos…
    – ¿Sí? ¿Y si lo tomas con la puerta del coche, también?
  • Dos amigos comentan sobre sus hijos, y uno le dice al otro:
    – Mi hijo, en su nuevo trabajo, es como un pez en el agua.
    – Y…. ¿A qué se dedica?
    – Nada, nada, nada, nada.
Te Recomendamos:   Chistes bíblicos